Ante la llegada del verano la Comisión de Humanización del Departamento de Salud de Elda se ha propuesto llevar a cabo una nueva iniciativa de sensibilización ante los problemas vinculados con la soledadde los mas mayores dentro de su campaña ’12 meses, 12 motivos para humanizar los cuidados’, en la que a través de mensajes, los habituales emoticonos típicos de la campaña y consejos relacionados con la salud,se pretende contribuir a prevenir situaciones que puedan afectar de forma negativa a este grupo de población.

 En España, 1.933.000 personas mayores de 65 años viven solas. Según la última Encuesta Continua de Hogares del Instituto Nacional de Estadística (INE), esta cifra se ha incrementado un 6% en las grandes poblaciones. En el Departamento de Salud de Elda, viven 35.426 personas mayores de 65 años, muchas de las cuales pasarán las vacaciones de verano solas.

 El verano es una época complicada para las personas mayores, ya que además de poderse ver afectado su estado de salud se puede producir un aumento de los problemas vinculados con la soledad.

 Desde la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología (SEGG) explican que el riesgo de sufrir un golpe de calor aumenta a partir de los 65 años. Con la edad disminuye la percepción de sed y ello aumenta las probabilidades de deshidratación.

 Por otro lado a medida que se cumplen más años se produce un envejecimiento del sistema de termorregulación del cuerpo, y de los detectores de sed, de calor, y de frío. Además, esa detección se enlentece y cuando desde el cerebro se envían las órdenes para regular la temperatura puede ser demasiado tarde. Debido a esta disminución en la sensación de calor, se suelen adoptar menos precauciones y se vuelven más vulnerables a sufrir un golpe de calor.

 Este problema se agrava además, ya que suelen tener dificultades para reconocer sus síntomas. La sensación de debilidad, agotamiento, confusión, falta de sudoración o piel seca que acompañan al proceso de deshidratación, a menudo se confunden con “achaques de la edad” o con síntomas de otras enfermedades crónicas o del deterioro cognitivo.

 Aumento de riesgo con enfermedades crónicas

 Este riesgo aumenta cuando la persona mayor tiene alguna enfermedad crónica, toma medicación, tiene sobrepeso o padece una enfermedad neurodegenerativa.

Se ha constatado que el calor puede debilitar el estado físico de las personas mayores y aumentar su vulnerabilidad, pero otra cuestión a tener en cuenta es que muchos de ellos pierden temporalmente su red social, debido a las vacaciones de sus familiares, cuidadores, amigos o vecinos. Además debido a las altas temperaturas, permanecen más tiempo en el domicilio, sin salir a hacer tareas cotidianas o reduciéndolas a aquellas prioritarias, lo que puede agravar su situación.

 Campaña ’12 meses, 12 motivos para humanizar los cuidados’

 El Departamento de Salud de Elda constituyó en el 2016 la Comisión de Humanización. El trato de la intimidad y de la autonomía del paciente hospitalizado, la comunicación entre el enfermo y el profesional sanitario, la relación entre usuarios y profesionales tanto en aspectos cognitivos y afectivos, son parte de la reflexión que se promueve entre sus integrantes.

Entre las primeras iniciativas que esta Comisión puso en marcha destaca la campaña ’12 meses, 12 motivos para humanizar los cuidados’ .