El diario madrileño Marca ha publicado, en su edición de hoy domingo, un reportaje del primer partido de la selección española en el Mundial de Básquet, frente a la de Túnez, que se celebra en China.

En una de las fotografías, dedicada a los pocos seguidores españoles, aparece una aficionada con la camiseta roja y la bandera y la sorpresa es que se trata en de una monovera, que en la actualidad vive en China.

La joven monovera es Lola Durá Marín, hija de Antonio Durá y de Lolita Marín, y se ha convertido en la bandera de Monóvar en este acontecimiento deportivo que está consiguiendo la atención y el interés de millones de personas de todo el mundo.

La presencia de Lola ha coincidido con la primera victoria de España en el Mundial de China, en un partido en el que los hombres de Scariolo barrieron a los tunecinos en los dos últimos cuartos de partido.