Con una duración de dos años, y financiado en un 80% por los Planes de Impulso al Medio Ambiente (PIMA) del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, este proyecto se marca como objetivo la implantación de compostaje de residuos orgánicos en los 68 centros educativos de primaria y secundaria, tanto públicos como concertados y privados del área de gestión del consorcio.

 

Publicitat.

El inicio del mismo está previsto para septiembre, coincidiendo con el inicio del curso escolar 2020-2021. El consorcio ya ha contactado con los 24 centros educativos que han mostrado su interés en participar en el proyecto para iniciar los preparativos de la iniciativa.

El Consorcio de residuos Crea, además de suministrar todos los materiales necesarios para la actividad (compostadores, aireadores, termómetros, cubos aireados para las aulas…) realizará un acompañamiento técnico continuo a todos los centros.

 

 

Este asesoramiento incluye desde la formación y capacitación del profesorado y alumnado, la entrega de kits informativos, acompañamiento técnico continuo por parte de profesionales del consorcio en el sector del compostaje, visitas de seguimiento y evaluación de la calidad del compost obtenido.